Articulación metodológica Red Global con Túnicas en Red

Te invitamos a registrar tu actividad realizada con Túnicas en Red, utilizando el ciclo de investigación colaborativa.

El CIC es el marco metodológico que proponen las nuevas pedagogías para desarrollar el trabajo en el centro educativo y en el aula. Consta de cuatro etapas interrelacionadas: evaluación, diseño, implementación y reflexión y cambios. Al proponer un recorrido que une la reflexión y la acción, esta metodología promueve la investigación educativa y permite generar instancias de trabajo colaborativo. Cada etapa cuenta con herramientas específicas que facilitan el trabajo al tiempo que lo enmarcan en las nuevas pedagogías. Conjuntamente con Túnicas en Red trabajamos en la articulación de ambos proyectos y destacamos algunos puntos que pueden ser tomados por los/as docentes a la hora de trabajar el desafío.

El cronograma de Túnicas en el Año I tiene tres etapas de trabajo. Estas, si bien tienen un cronograma establecido, tienen puntos de contacto con el registro de actividades de aprendizaje profundo.

Relevamiento: En esta etapa, los/as estudiantes comienzan a investigar sobre el consumo eléctrico del centro. Además de esto, realizan observaciones en sus hogares y en la comunidad. Si bien la temática ya está dada, se puede articular con intereses de los/as estudiantes, como por ejemplo el gasto en calefacción, pérdida de calor y problemas de aislación en sus hogares. Durante este momento, observan, aprenden a saber cómo se mide la energía eléctrica, el instrumento con que se mide, cuánto consume un equipo eléctrico, a ver por qué un artefacto consume más o menos; es decir, todo lo que incide en el uso de energía eléctrica aplicándolo a su escuela en particular. La propuesta de formar equipos y comenzar a trabajar en la medición del consumo de energía puede ser tomada como instancia para evaluar las competencias de los/as estudiantes y comenzar a registrar utilizando la plantilla de registro de AAP.

Diagnóstico: En esta etapa la brigada y el/la docente realizan un estudio más preciso de la situación en que se encuentra el centro y determinan qué es lo que consume más electricidad. Además, es el momento donde junto a los/as estudiantes se hace un análisis de los datos que obtuvieron y comienzan a diseñar cuáles serán las posibles intervenciones de acuerdo a la problemática encontrada. Tomando la evaluación inicial, el/la docente establecerá cuáles son las metas de aprendizaje y criterios de logro. En esta etapa, los equipos deberán arribar a una conclusión más precisa de los problemas en el consumo y en consecuencia sabrán con más exactitud qué es lo que van a diseñar. Es el/la docente quien establecerá cómo vincular lo que diseñaron los/as estudiantes con las competencias y los contenidos seleccionados.

Propuestas: En esta última etapa, los/as estudiantes empiezan a trabajar en su proyecto que tiene como finalidad hacer un uso eficiente de la energía eléctrica, lo que incide en una disminución del consumo eléctrico. Durante este momento, los/as estudiantes investigarán, realizarán observaciones, analizarán y llevarán adelante su idea con apoyo del/de la docente, que a su vez es quien formará equipo con los/as tutores/as expertos/as de Túnicas en Red. Es importante resaltar que todas las propuestas presentadas por los/as tutores/as en CREA serán una fuente importante de evidencias y que permitirán al/a la docente realizar las retroalimentaciones necesarias.

Para el Año II, la brigada evalúa la situación de partida: cómo va el proyecto en cuanto a las propuestas de eficiencia energética realizadas en el Año I, las motivaciones e intereses de la brigada y las posibles alianzas dentro y fuera del centro educativo. En este punto de partida podrá realizarse la evaluación y autoevaluación de las competencias definidas en el Año I y se podrán incorporar nuevas, según los objetivos del AAP. También será una oportunidad para conocer el estado de situación en cuanto al conocimiento de los contenidos programáticos desarrollados durante el Año I. En esta etapa de evaluación inicial, acorde con la metodología AAP, podrán proponerse preguntas lo suficientemente abiertas tales como "¿Cómo va el proyecto en la escuela?", dejando a la brigada con la oportunidad de escoger la forma de organizarse para responder a la pregunta, las observaciones que elige realizar. Esto permitirá evaluar/autoevaluar los recorridos que realizan a nivel de grupo y de cada estudiante, la planificación previa o no, cómo se toman las decisiones, la participación que se da, etcétera.

A partir de la evaluación, podrán diseñar los pasos a dar, tomando en el propio diseño aquellos aspectos que surjan de esta. El proceso CIC como metodología continua de aprendizaje permite al/a la docente proponer la autoevaluación e ir incorporando los cambios que todos/as entiendan necesarios.

El objetivo de este segundo año es avanzar en la implementación de las propuestas de eficiencia energética en el centro educativo e ir incorporando los conocimientos, los cambios necesarios y las alianzas durante el proceso. Al cierre de este, se podrán evaluar los resultados en cuanto a eficiencia, así como el avance en las competencias/dimensiones desarrolladas en este proceso de AAP.



Apoyan:
En alianza con: